Nuestra Función

La función más importante de la Intendencia General de Riego es la regulación del servicio público de riego y drenaje en la Provincia de Río Negro. En tal sentido, lleva adelante un Registro de Consorcios que actualmente regula y supervisa el accionar de 18 consorcios, a la vez que asesora y fomenta su formación en las áreas donde aún no se han constituido. Se ha demostrado que los Consorcios de Riego constituyen la forma más eficiente de prestación del servicio, ya que es la organización de los propios usuarios del sistema.

A la fecha, el área regada -en consorcio- alcanza las 117.000 hectáreas sobre un total de 136.000 hectáreas registradas como área oficial en la Provincia de Río Negro. Este espacio involucra a más de 12.300 usuarios, quienes reciben el servicio de riego.

La producción bajo riego es la mayor potencialidad de nuestra provincia. Hay aproximadamente 500.000 de hectáreas regables. Para ello, Río Negro cuenta con un agua de excelente calidad, cuyo abastecimiento se halla regulado por embalses y con suelos de muy buena aptitud agrícola.

Consorcios de Riego

A partir del año 1992, luego de la transferencia a la Provincia de los sistemas de riego y drenaje que operaba la empresa dependiente del Estado Nacional Agua y Energía Eléctrica S. E., la decisión fue ir delegando a los Consorcios de Riego la prestación del servicio en las distintas áreas de la Provincia.

Fue así que los mismos productores, usuarios del agua pública, fueron organizándose bajo la figura legal de Consorcios, que constituyen entes públicos no estatales que funcionan bajo la supervisión del DPA.

Los Consorcios de Riego operan y mantienen los canales secundarios, terciarios y cuaternarios y los drenes parcelarios, subcolectores y colectores. Esta operación incluye el suministro de agua a los usuarios de acuerdo a los turnos correspondientes.

Asimismo, los Consorcios de Riego limítrofes se han integrado en Consorcios de Segundo Grado, los cuales operan y mantienen las obras hidráulicas de captación y las redes troncales de conducción. Las autoridades de estos consorcios están constituidas por representantes de los Consorcios de Primer Grado.

Los Consorcios de Riego cuentan con el apoyo técnico permanente del DPA, ya que entre sus actividades figuran el manejo de las operaciones de riego, la asignación y distribución de agua, el mantenimiento y la conservación del sistema, la ejecución de obras menores, la aplicación de reglamentos y resoluciones, la intervención en conflictos y la elaboración de su propio presupuesto.

listado consorcios de riego.doc

Sistemas sin Transferencia

En el resto de los sistemas de riego, donde aún no se ha concretado la transferencia de los servicios a los Consorcios, el Departamento Provincial de Aguas es el encargado de ejecutar las tareas.

En estos casos el DPA, a través de la empresa ARSE (Aguas Rionegrinas Sociedad del Estado), opera y mantiene los canales principales, secundarios, terciarios y cuaternarios, incluyendo todas sus instalaciones hidráulicas, así como también los drenes principales.

La financiación de estas actividades se realiza mediante el pago de un Canon de Riego, que se distribuye proporcionalmente de acuerdo a la superficie empadronada de cada parcela.

El área total empadronada para riego en nuestra Provincia es de aproximadamente 138.000 hectáreas, distribuidas en ocho zonas de riego.